La lechuga

Lechugas en tu huerta ¿Sabes todo sobre ellas? Las lechugas son uno de los cultivos favoritos de los agricultores urbanos.

Son fáciles de sembrar, crecen rápido, casi no tienen afecciones, plagas o enfermedades y como si fuera poco, dan un toque de frescura a cualquier plato.

No obstante, hay algunas cosas que deberíamos saber antes de sembrarlas.

1. Las lechugas son altamente dependentes del riego. Si están expuestas a sol directo más vale que las riegues con mucha frecuencia pues su contenido de agua es casi un 95%.

2. En términos nutritivos, una lechuga no entrega fuentes significativas de vitaminas o minerales. Por esto, se debería replantear la cantidad de lechugas a sembrar si se quiere acceder a una alimentación completa y saludable.

3. Si no se cosechan en su punto óptimo, la lechuga se amarga como mecanismo de defensa para el desarrollo de sus semillas. No obstante su látex puede ser usado en ese punto para problemas de pérdida del sueño. ¿Que tal si entonces diversificamos nuestros cultivos aumentando la variedad de vegetales, frutas, hierbas y flores? Recordemos que nuestra ingesta diaria también incluye proteínas y carbohidratos y no sólo las vitaminas de las hortalizas son importantes.

Cotiza con nosotros tu huerta diversa y abundante y descubre cómo sembrar tu comida y alcanzar tus metas de autoconsumo completas y nutritivas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *